jueves, 6 de noviembre de 2008

Una de las barreras de la creatividad, la rutina

El mundo cambia de forma acelerada. Los cambios en todos los sectores, en los estilos de vida, son cada vez más rápidos y más numerosos. Es la realidad del tiempo en que nos ha tocado gestionar nuestras vidas.
Para responder a los retos que nos imponen los nuevos tiempos, las personas disponen, básicamente, de dos vías: la vía rutinaria, es decir, hacer siempre lo mismo o, quizá, simplemente, más de lo mismo; o la vía creativa, enfrentar las nuevas situaciones con nuevas respuestas que respondan mejor a las nuevas condiciones.
El problema es que cuando las personas reaccionan de forma rutinaria (hacer las cosas como las ha venido haciendo durante años), en realidad no están respondiendo a las situaciones actuales, si no que pretenden resolver los problemas actuales con las respuestas que aprendió en el pasado. El resultado es que la respuesta o solución que se aplica no es eficaz ya que no responde a las verdaderas condiciones y matices existentes en el presente (el pasado nunca se repite con características idénticas). Nótese que la experiencia (basada en la rutina) constituye una plataforma valiosa, pero debe utilizarse únicamente como punto de inicio a partir del cual se podrá desarrollar la creatividad. Esto así porque la experiencia, por sí sola, no genera nuevas ideas. Os dejo este video que reflexiona sobre la rutina, disfrutadlo.

video

Datos personales

Marmolejo, Jaén
Ideacultor